Uruguay primer país del mundo en legalizar la venta de marihuana

El cultivo de marihuana fue legalizado en 2014 y ahora Uruguay se convierte en el primer país del mundo en legalizar la venta de la misma en todo el territorio.

“Es importante para Uruguay avanzar hacia la lógica regulación de la marihuana recreativa” dice Eduardo Blasina, director del reciente inaugurado Museo del Cannabis localizado en Palermo, vecino de la capital de Uruguay, Montevideo.

“La ley proporciona a los consumidores acceso a marihuana certificada y no adulterada” dice Blasina. “La guerra contra las drogas en America del sur ha sido absurda, con resultados catastróficos, independientemente de los indicadores que se consideren, incluyendo el consumo. Si la experiencia de Uruguay resulta postiva será mucho más fácil para otros países como Colombia o Mexico encontrar soluciones mejores para los problemas inmensos de narcotráfico existentes.”

Para Laura Blanco, una de las mayores activistas para su legalización indica que la clave ha sido la historia de Uruguay no haber prohibido el consumo de ninguna droga. “Era una inconsistencia en la ley ya que se permitía el consumo, pero no su cultivo por lo que siempre que se detenía a un autocultivador se estaba dando el mensaje de que el único sitio para conseguir marihuana era el mercado negro”

 

La ley proporciona a los consumidores acceso a marihuana certificada y no adulterada

Pero no todo el mundo está de acuerdo en cómo se está implementando la nueva ley. Los cultivadores domésticos deben solicitar un permiso que les concede la posibilidad de cultivar hasta 6 plantas y los clubs de cannabis requieren de otro permiso para aceptar un máximo de 40 socios y dispensar un máximo de 40g por mes.

La parte más controvertida es que cuando la ley entre en vigor en Julio la marihuana legal solo estará disponible en farmacias. Aunque el precio será muy asequible, solo 1,3$/g frente a los 3$/g que se puede conseguir en el mercado negro, los consumidores deben registrarse y solicitar un permiso al gobierno. Cada consumidor será identificado y se le concedera la posibilidad de adquirir 10g máximo a la semana.

El gobierno ha tomado importantes medidas para prevenir que este registro de consumidores y productores caiga en malas manos y con el objetivo de preservar la identidad de la personas que en el figuran. Por una parte los farmaceúticos solo tendrán disponible la cuota disponible de cada consumidor sin tener la posibilidad de acceder a la identidad del mismo y por otra solo 7 miembros del gobierno tendrán acceso completo al registro y tres de ellos tendrán que presentarse al mismo tiempo para obtener las identidades.

“Es como si estuvieran confeccionando un registro policial de consumidores y cultivadores de marihuana” dice Danivel Vidart, otro activista con largo recorrido. “Esta nueva ley estigmatiza la marihuana más que legalizarla, ¿Por qué deberíamos tener un registro de consumidores de marihuana y no tenerlo de consumidores de alcohol? El alcohol es una droga mucho más destructiva. Esta ley sigue considerando a los fumadores de marihuana tan peligrosos que el gobierno debe llevar un registro de ellos.”

El registro se abrió a principios de Mayo. Unas 3500 personas ( de una población de 3,4 millones ) han solicitado el permiso para poder comprar marihuana en las farmacias. Por el momento solo 30 farmacias de unas 1000 han solicitado poder vender marihuana, parece que todavía pueda haber miedo entre los farmaceúticos de sufrir represalias de los traficantes de droga en el país.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *